Share |

 

 Un menor de 12 años de edad mató accidentalmente a su vecino de un balazo en la mandíbula al manipular y disparar una escopeta que limpiaban en la colonia San José Obrero. 

Juan Manuel Martínez, de 54 años de edad, murió al instante a causa de un escopetazo. El arma quedó tirada a un lado de la puerta. 

El niño fue detenido por la Policía Municipal y entregado en custodia de las autoridades ministeriales para las diligencias necesarias. 

El drama ocurrió alrededor de las 21:30 horas. Juan Manuel Martínez y un niño de 12 años limpiaban una escopeta calibre .16 en una vivienda de la avenida Ferrocarril, de la colonia San José Obrero. 

La víctima dejó el arma sobre un mueble y decidió hacer otras cosas, al tiempo que el menor tomó la escopeta y al levantarla para observarla de cerca jaló accidentalmente del gatillo y disparó contra su vecino, quien quedó tirado y agonizando en el piso. 

El estruendo alarmó a los vecinos y autoridades preventivas, quienes arribaron a la escena de los hechos y confirmaron que una persona estaba tirada y muerta en el cuarto. 

Gendarmes preventivos acordonaron el lugar y notificaron de la desgracia a detectives de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) del grupo Acatlán y peritos técnicos criminalistas de Tuxtepec, para las diligencias e investigaciones necesarias. 

La Fiscalía Regional de Acatlán inició carpeta de investigación por la muerte de Juan Manuel Martínez y entrevistó al menor de edad, en presencia de sus padres para no violentar sus garantías individuales 



  • [5 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [10 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [5 Fotografias]

  • [4 Fotografias]