Share |

!Y como no hay fecha que no llegue ni plazo que no se cumpla! el tan temido y esperado día de la posesión del controversial Donald Trump como Presidente de Los Estados Unidos llegó el 20 de enero. 

Encabezando un desfile de unas 8.000 personas que incluyó bandas de guerra de colegios, bandas de la marina y Veteranos de guerra, llegaron a la tribuna del Capitóleo a las 11:15 de la mañana el Presidente y el Vicepresidente Mike Pence y sus familias. 

A las 12 del día, ante la ausencia de 20 congresistas Demócratas, tomó el juramento el flamante Presidente repitiendo el tradicional juramento: Yo Donald Trump, ´´prometo, fielmente, ejercer la Presidencia de los Estados Unidos y defender la constitución de los Estados Unidos de Norte América con la ayuda de Dios´´ 

Seguidamente los flamantes mandatarios, sus familiares y miembros del gabinete disfrutaron de un suculento almuerzo. 

Ante la asención al poder del más polémico, agresivo e intolerante presidente en la historia de los Estados Unidos, las autoridades mexicanas se han dividido en sus estrategias a seguir, unos han tomado la posición de confrontacion al gobierno del presidente Trump y otros la posición de sumisión y de reconciliatoria cooperación con el nuevo gobierno. El Presidente colombiano Juan Manuel Santos ha declarado que no espera que el nuevo presidente tome acciones contra su país porque Colombia es país estratégico para los Estados Unidos ya que desde sus bases allí puede espiar y atacar a otros países vecinos de la región. 

En su participación el divisivo presidente arremetió contra México y el ´´Obama Care´´, reiterando que el muro será construido pagado por el vecino país mexicano y que el segundo sera totalmente desmantelado. 

Ante las constantes amenazas proferidas por el candidato del odio Trump contra los ´´Dreamers´´ y los inmigrantes indocumentados senadores Demócratas y algunos Republicanos han hecho un pedido por escrito al presidente para que no cumpla su promesa de eliminar los programas de DACA y NAPA. Además, Alcaldes de algunas ciudades consideradas ´´Santuarios´´ han declarado que no acatarán las órdenes de denunciar y molestar a inmigrantes indocumentados ya que todos los negocios; esto es factorías, fábricas, restaurantes hoteles, compañías constructoras Etc. saldrían afectadas económicamente si estos trabajadores fuesen deportados, causando serios estragos a la economía de todos los Estados de la Unión. 

Al momento no queda más que esperar que pasa, estar atentos para ver que promesas cumple el odioso presidente y estar listos para, en una manera unida, salir a protestar. 



  • [4 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [5 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [5 Fotografias]

  • [5 Fotografias]