Share |

El SUH es un mal que puede afectar a tu hijo y dañarlo seriamente. Descubre todo lo que debes saber acerca del Síndrome Urémico Hemolítico en niños para evitar que tu pequeño la padezca.

¿Qué es el Síndrome Urémico Hemolítico?

Es una condición que puede ser causa de insuficiencia renal en el niño, la cual se desarrolla a consecuencia de la destrucción de estructuras funcionales y pequeños vasos del riñón. Las células rojas del cuerpo se destruyen o malforman, afectando directamente la función renal.

Es un síndrome grave y puede ser causante de muerte en niños, aunque el 85% de quienes padecen la forma más común de SUH recuperan su completa función renal.

¿Qué causa el Síndrome Urémico Hemolítico?

El SUH surge a raíz de una infección causada por la bacteria Escherichia coli (E. coli), que se puede encontrar en alimentos contaminados como carnes, lácteos o jugos, también en aguas contaminadas de piscinas o lagos. Seguramente haz oído que la bacteria se adquiere por comer hamburguesas mal cocidas, lo cual es totalmente cierto.

¿Cuáles son los síntomas del Síndrome Urémico Hemolítico?

El SUH puede tener muchos síntomas. Cada niño que lo padezca puede presentar todos o solo algunos.

Los síntomas iniciales, que pueden durar entre 1 y 15 días, son:

  • Dolor en el abdomen
  • Diarrea acuosa o con sangre
  • Fiebre
  • Vómitos

Los casos severos pueden ser acompañados por otros síntomas, o aparecer luego de los anteriores:

  • Fatiga
  • Irritabilidad
  • Moretones
  • Palidez
  • Deshidratación
  • Disminución en la producción de orina a causa de la insuficiencia renal, lo cual también causa hipertensión arterial e hinchazón.

sindrome-uremico-hemolitico-en-ninos-2.jpgISTOCK/THINKSTOCK

¿Cómo se diagnostica el Síndrome Urémico Hemolítico?

El Síndrome Urémico Hemolítico se diagnostica a través de un conjunto de acciones:Examen médico, análisis de la historia clínica, análisis de sangre, de orina y de materia fecal, y con radiografía abdominal.

¿Cómo se trata el Síndrome Urémico Hemolítico?

Cada paciente será tratado de manera diferente según la gravedad del caso, la edad y su tolerancia a los medicamentos.

Lo lamentable es que no existe ningún tratamiento capaz de frenar el avance del síndrome una vez que se desata, es decir, no hay un “tratamiento X” específico que lo detenga. Es por eso que se realizan varios procedimientos para tratar cada síntoma en particular.

Lo primero que se atiende es la deshidratación y la variación en los electrolitos. También se pueden administrar transfusiones de sangre, nutrición intravenosa, diálisis y medicación para estabilizar la presión arterial.

¿Cómo se previene el Síndrome Urémico Hemolítico?

Una de las mejores maneras de prevenir el SUH es cocinar perfectamente las carnes, en especial las hamburguesas, además de no consumir leche o jugos sin pasteurizar. Nadar en piscinas sin mantenimiento y en arroyos o lagos que puedan tener aguas contaminadas con heces es muy peligroso.

El SUH puede dejar secuelas de importancia en tu hijo, como  la realización de diálisis de manera periódica hasta la necesidad de un transplante de riñón. Es por eso que creo que lo más importante es prestarle atención a las medidas de prevención y cuidar a tu pequeño de este mal.



  • [10 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [6 Fotografias]

  • [5 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [4 Fotografias]

  • [6 Fotografias]